En nuestra segunda charla del seminario web “La lectura interminable. ¿Por qué re(leer) los clásicos de la LIJ?”, realizada el viernes 21 de agosto, Paolo Acevedo, Magíster en Literatura y miembro del equipo de La Otra LIJ, plantea una nueva interpretación frente a este clásico de Mark Twain que ha sido ampliamente cuestionado en el último tiempo tanto en Estados Unidos como en el uso que se le ha dado dentro la literatura infantil y juvenil. 

Paolo Acevedo Béjares, Magíster en Literatura, miembro del equipo de La Otra LIJ, asesor de la Red de Colegios SEP y profesor de la Universidad del Desarrollo, realiza una reflexión en torno a la obra de Twain en su charla titulada “Huckleberry Finn y Jim: un viaje por la rebeldía y la otredad”.

Se trata de una novela polémica que no pertenece a nuestro siglo, por lo que Paolo se preocupa de centrarla en su contexto de producción para comprender la perspectiva ideológica que plantea. Para ello, nos sitúa en el siglo XIX destacando la ambigüedad en la que se vive entre la permanencia del imaginario colonizador y su cuestionamiento. Señala que, en el caso de Estados Unidos, un hito es la elección de Abraham Lincoln, la abolición de la esclavitud y la guerra de la secesión. Este periodo convulso marca la vida de su autor, Mark Twain, quien en 1885 publica Las aventuras de Huckleberry Finn, novela que, hoy en día, ha sido prohibida en centros escolares por “racista”.

Al adentrarse en la interpretación de la obra, Paolo reflexiona acerca de la rebeldía como puente entre dos experiencias de opresión entre Huck y Jim. Señala al respecto: “El querer ser distinto, el querer marcar la diferencia, el no querer ceñirse a las reglas, se va a considerar, justamente, en la sociedad, en este mundo que está representado en la novela, como un acto de rebeldía, pero también un acto incorrecto. […] La rebeldía no va a ser vista como algo positivo”.

Asimismo, afirma que hay un incumplimiento del «deber ser» en la sociedad en la que vive del personaje Huck a través de cuatro acciones: la desestimación de la escuela y la religión como espacios de formación, el hogar adoptivo como un espacio de encierro, los «modales» como prisión y sinsentido, y la imaginación infantil como desengaño y error. Por su parte, dice que a esta novela se la ha acusado de denigrar a la comunidad afrodescendiente cuando, en realidad, está planteando una posibilidad en la que un sujeto blanco y un sujeto negro pueden coincidir en el mismo proyecto de rebelión consciente.

Huck, dice Paolo, tiene varias oportunidades para delatar a Jim. Sin embargo, no lo hace, pues los proyectos de ambos personajes se estrechan en el viaje que realizan. En la última instancia que se presenta, Huck no entrega la carta, pero “no hay un acto de misericordia, no es por lástima, sino que, de alguna manera, él en sí mismo, en su interioridad, se interroga si hay algo que lo motive a decidir que Jim debe ser atrapado. […] Esta decisión finalmente es fruto de este encuentro, de esta posibilidad de reconocer al otro, al personaje esclavo como un igual. Algo que Huck no pudo hacer con otros personajes”.

Paolo finaliza su charla con la siguiente reflexión: “Después de más de un siglo en que se escribió esta novela, […] vemos que todavía siguen existiendo situaciones y experiencias que nos muestran que aun nuestra cultura y nuestra sociedad no han aprendido lo suficiente para excluir el racismo. […] Esta novela, otra vez, nos está diciendo que la única posibilidad de poder reconocer al otro es pensar y pensarnos como una sociedad que excluye este tipo de práctica, que cuestione qué es lo que mueve a las sociedades a mantener el racismo como un elemento constitutivo, y cómo hoy día necesitamos pensar el arte como una oportunidad tanto para quienes somos lectores como para quienes somos profesores o tenemos que mediar para otros estos libros. […] La literatura es, entonces, una oportunidad para pensar en las problemáticas de hoy, para reflexionar y desautomatizar esas visiones, y así comenzar a construir una visión y una cultura distinta”.

Si te perdiste la charla, puedes verla en nuestro canal de YouTube.